El envío de droga por correo, la nueva forma para evitar controles en Nueva Zelanda

La región neozelandesa de Otago, más conocida por sus viñedos de Pinot Noir y por los deportes de aventura, ha sido siempre una meca turística para extranjeros. Sin embargo, ahora, el foco se centra en la zona por el tráfico de drogas.

Metanfetamina, MDMA, éxtasis, LSD… todas estas drogas duras están siendo enviadas por correo a los buzones de las casas que, al ser residencia únicamente vacacional, están desocupadas durante gran parte del año. La policía de la localidad situada al sureste de Nueva Zelanda ha instado a sus residentes que miren diariamente en sus buzones y comprueben el contenido de sus cartas y paquetes.

En Otago, en los últimos cinco años han aumentado casi 100 veces los delitos por posesión o consumo de drogas y las personas de la localidad fueron, en su mayoría, los responsables. Además, los agentes de la Policía ya han interceptado cuatro paquetes con sustancias prohibidas enviados a casas vecinales.

“Hay una población muy transitoria en Otago, siempre ha habido drogras que van y vienen”, declaró Malcom Inglis, el detective sargento mayor del distrito central, al diario The Guardian. Inglis además añadió que “con el aumento de la popularidad de la metanfetamina y la facilidad de comprar sustancias por internet, hemos visto un fuerte aumento de las personas que trafican con drogas duras”. Además, el sargento detalló que los propietarios de las casas a las que se envían los paquetes con las sustancias no tienen por qué tener relación con la entrega. Sin embargo, su propiedad podría haber sido elegida y podría estar controlada por alguien que la use como lugar de recogida ya que con las nuevas tecnologías, el software de rastreo del paquete permite al remitente controlar el lugar exacto en el que se encuentra, desde el orígen al destino final. Por lo general los paquetes son enviados desde China, Países Bajos u otros países europeos y las personas que consumen o trafican con estas drogas podrían ser tanto residentes, hombres de negocios o turistas, según Inglis.
Fuente: www.20minutos.es

You May Also Like