El municipio aporta fondos para la ejecución de obras y acciones en escuelas de Rosario

Cada año, la Municipalidad de Rosario dispone un fondo especial para el mantenimiento y la ejecución de obras y acciones en las escuelas de la ciudad. Por estas semanas, previo al comienzo de clases, se realizaron intervenciones integrales en 3 entidades educativas, al tiempo que dará comienzo en breve una campaña de desinfección que alcanzará a todas las escuelas locales.

Susana es la directora de la Escuela N° 90 Franklin D. Roosvelt, a la que este año asistirán más de 400 chicos. Un grupo de albañiles trabajan a contrarreloj para finalizar los trabajos iniciados hace 2 semanas, que tienen por objetivo dejar a nuevo las 13 aulas del establecimiento. “Está quedando hermosa para recibir a los chicos”, afirma, mientras inspecciona las tareas.

Tanto en esta entidad como en el Centro de Educación Física Nº 8 y en la Escuela N° 1368, el municipio aporta los insumos, en tanto que la comunidad educativa colabora con la mano de obra. “Acá vinieron unos 50 padres a pintar, también los alumnos, y hasta los porteros que mejoraron el espacio de la cocina”, confirma Susana.

Los montos que administra el Ejecutivo local se canalizan a través del Fondo de Asistencia Educativa (FAE), que fue creado por decreto en 1968. “Es el dinero de los rosarinos para la educación pública”, resume su directora, Susana Bartolomé, quien comparte la Comisión Administradora junto a Edgar Casadey (del Ministerio de Educación provincial) y Daniel Fernández (de la Federación de Cooperadoras Escolares).

El FAE tiene por finalidad aportar al mantenimiento, ampliación y construcción de los edificios escolares de propiedad provincial, municipal o comunal, el mantenimiento de los edificios de propiedad privada arrendados por la Provincia para el funcionamiento de escuelas de los diversos niveles de enseñanza y contribuir al equipamiento de las escuelas.

“Nuestro desafío es que la gente se empodere de las instituciones. Por eso el año pasado lanzamos el programa Todos por la Escuela, para involucrar a la comunidad educativa en el mantenimiento de estos espacios, trascendentales para la vida en sociedad”, indicó la funcionaria.

El objetivo es poder mejorar, al menos, 24 escuelas durante este 2017. Con la ayuda de todos se logra mejorar aulas, lugares comunes, fachadas, baños y demás espacios. El foco está puesto en los distintos barrios priorizados dentro del plan Abre, como Puente Gallego, Grandoli y Gutiérrez o Toba. Cada intervención integral requiere una inversión de 500 mil pesos.

Llegada a todas las escuelas

Una de las líneas de trabajo que se comenzarán a visualizar en las próximas semanas es la campaña anual de desinfección, desratización y desinsectación en todos los edificios y alrededores donde funcionan las distintas escuelas de la ciudad de Rosario.

Las tareas comenzarán en los próximos días e implican una inversión de aproximadamente 2,25 millones de pesos distribuidos en 3 intervenciones a lo largo de todo el año.

Los tratamientos se harán en colaboración con la Dirección de Control de Vectores. Asimismo, aclararon desde el FAE que se utilizarán productos domisanitarios autorizados por Anmat, Assal y Senasa, que no emanan sustancias tóxicas ni presentan riesgo alguno para las personas que concurren a diario a estos establecimientos.

Entre otros, se ejecutarán los siguientes trabajos en la vía pública: desratizado, levantamiento de montículos no autorizados, limpieza y zanjeo.
Fuente: rosarionoticias.gob.ar

You May Also Like