Los Kirchner perdieron en Santa Cruz, su último reducto de poder

El candidato de Cambiemos, Eduardo Costa, se imponía por amplio margen al kirchnerismo.
Los Kirchner perdieron en Santa Cruz, su último reducto de poder

En la cuna del kirchnerismo, el FpV fue derrotado. Con 102 días de paro docente, una profunda crisis financiera y un extenso reclamo de los sectores estatales, el gobierno de Alicia Kirchner no logró imponerse en las urnas en las Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO). En una noche mucho más calmada a otras jornadas electorales, con sólo dos grados de temperatura, en Río Gallegos -epicentro de marchas y reclamos-, Eduardo Costa, líder de Cambiemos celebró su victoria: “En la provincia donde nació el kirchnerismo, la gente dijo basta a la impunidad”, sentenció efusivo en su búnker.

Alicia Kirchner asumió la gobernación de Santa Cruz hace un año y ocho meses. La crisis financiera marcó el pulso de su gestión. Se declaró en quiebra el primer día que asumió y desde entonces, los conflictos y las huelgas profundizaron el crítico escenario provincial. El paro docente de 102 días, el acampe del sector judicial que cumplió 138 días, el reclamo de los trabajadores de la salud, atravesaron las elecciones primarias donde el FpV no logró ganar en su propia tierra.

Fueron unas elecciones atípicas en Santa Cruz, donde no se percibió el clima electoral. Los trabajadores seguían reclamando el pago de sus sueldos y la asistencia a las urnas no superó el 66%.

A las 18 cerraron las escuelas que fueron reflejo de la crisis de la Provincia: en las paredes de muchas de ellas, estaban los mensajes, “queremos soluciones ya”, “sin solución no hay futuro”. Comenzó a esa hora la espera de los primeros resultados.

El Comando, el histórico búnker del FpV ubicado sobre la avenida Presidente Néstor Kirchner, permaneció con las luces apagadas. No concentró, como en las elecciones anteriores, a la militancia kirchnerista. En estas elecciones no se usó: unas pocas sillas blancas de plástico desparramadas, un cartel de Cristina Kirchner apoyado en el piso, un cuadro del ex presidente colgando en una de sus paredes, es lo único que se observaba en el lugar.

A una cuadra y media de ese emblemático lugar, el clima era diferente. Música, una escenario en la vereda dispuesto desde temprano, festejos anticipados, todo estaba dispuesto para la llegada de Eduardo Costa que ingresó acompañado de funcionarios municipales, diputados nacionales y provinciales, a la sala principal del Comité de la UCR. A las 21.30 se otorgó el triunfo.

El cartel de Unión Para Vivir Mejor Cambiemos, resaltaba en el salón. Sin micrófono, levantando la voz a medida que avanzaba su discurso, dijo: “Les queremos transmitir que desde Santa Cruz podemos asegurar que el frente Unión Para Vivir Mejor Cambiemos obtuvo el 52% de los votos”. Los números provisorios, le otorgaban más tarde casi el 46% de los votos.

La segunda lectura que hizo Costa la repitió al celebrar en la calle: “Aquí donde se construyó el kirchnerismo, donde desplegaron su proyecto durante tantos años, la población le dijo basta a este modelo de impunidad, de corrupción. El pueblo envió un mensaje, no queremos más esa forma de gobernar sin escuchar a la gente”.

En estas PASO la ex Presidenta y su hijo Máximo Kirchner diputado nacional santacruceño, no vinieron a votar, algo que no desaprovechó el líder de Cambiemos y los criticó señalando: “Máximo y Cristina tienen miedo de mirar a la gente, no aparecen en Santa Cruz porque sabe que le mintieron a la gente” y concluyó: “Esta elección es el fracaso del modelo kirchnerista”.

El FpV que tuvo internas y donde se impuso como candidata a senadora Ana María Ianni, la referente del espacio gobernante, esperó los resultados en el local del vicegobernador Pablo González. Entre bombos y banderas del espacio político, ante un pequeño grupo de militantes, el candidato a diputado Pablo Grasso, en tono firme dijo: “Ahora vamos por Costa en octubre”.
Fuente: cfin.com

You May Also Like