Los tres mega proyectos del Plan de Movilidad que Rosario nunca concretó

En agosto de 2010, la Municipalidad de Rosario presentó su proyecto para construir un Tren Eléctrico para la ciudad.

El mismo recorrería la ciudad en sentido norte-sur para agilizar y perfeccionar el transporte público.

Mediante una inversión de 120 millones de dólares se conformarían los pliegos para el llamado a licitación con un plazo cercano a los 8 meses.

El estudio de prefactibilidad ya tenía establecido el recorrido del tranvía que, en un futuro, contemplaba una extensión hacia localidades cercanas a Rosario como Villa Gobernador Gálvez y Granadero Baigorria.

El paso del tren eléctrico tenía como puntos de encuentro a la Bolsa de Comercio, el Shopping Alto Rosario, la plaza Sarmiento y otras arterias principales del microcentro como las calles Salta, Tucumán, Corrientes, Entre Ríos, Av. Francia y Av. Alberdi.

Los 20 kilómetros del recorrido norte-sur serían transitados por un tranvía moderno y veloz que prometía unidades totalmente nuevas, coches con el color naranja como tono predominante y las iniciales TR (Tranvía Rosario).

Cocheras subterráneas

En siete años no se construyó ni una cochera subterránea en Rosario.

En 2011, las empresas Ingeconser y Lancers SA, presentaron distintos proyectos para levantar cocheras subterráneas en la ciudad y ninguna logró la aceptación en el cuerpo legislativo.

En ambos casos, las firmas presentaron las iniciativas ante la Municipalidad de Rosario para construir una cochera subterránea en Plaza San Martín, frente a la sede de Gobierno de la provincia de Santa Fe.

En el mega espacio que se ubica en la manzana del centro de la ciudad, conformado por las calles Córdoba, Moreno, Santa Fe y Dorrego, los grupos empresarios tenían proyectado alojar entre 400 y 800 automóviles.

En el caso de Lancers SA, conformada por los empresarios rosarinos Fernando y Guillermo Whpei, se pretendía realizar una inversión de 37 millones de pesos para disponer de 470 plazas en un predio cubierto de 11 mil mt2.

La iniciativa fue la primera en ingresar al Concejo Municipal y la obra demandaría un plazo 18 meses, con una concesión de explotación privada por 30 años.

Por su parte, la propuesta de la firma Ingeconser, fue presentada ante el gabinete de la Municipalidad de Rosario y pretendía ofrecer dos niveles de cocheras con 785 estacionamientos y una inversión de 59 millones de pesos.

También se intentaron obras similares en la Plaza del Foro y el entorno de la Estación Rosario Central y ninguna prospero.

Metro Bus Sur

En 2016, la Municipalidad de Rosario presentó el proyecto para la construcción del denominado Metrobus Sur, un corredor para el transporte público con características similares al de zona norte. Preveía paradas especiales emplazadas sobre el centro de la avenida San Martín, en el tramo comprendido entre bulevar Seguí y Arijón. En tanto de Arijón a avenida Batlle y Ordoñez, el perfil contempla la presencia de un carril preferencial para el transporte público.

Según la Municipalidad, los carriles exclusivos beneficiarían tanto a los vecinos de la zona sur como así también a los habitantes de localidades como Villa Gobernador Gálvez, Alvear, Pueblo Esther, General Lagos, Pavón, Fighiera, San Nicolás, Villa Constitución y Arroyo Seco, y los trabajadores del Complejo Industrial y la fábrica General Motors, que ingresan diariamente a Rosario por este corredor, mejorando los tiempos de viaje de los 65 servicios de transporte urbano e interurbano que transitan por hora en el mismo.
Luego de la oposición de los vecinos, la obra nunca se concretó.
Fuente: politicaplus.com.ar

You May Also Like