“Supercopa Argentina”: El primer título del año fue para San Lorenzo que goleó a Boca

Si bien hoy no había crisis a la vista, el lapidario 4 a 0 que San Lorenzo le asestó a Boca, ahora sí vislumbra cambio de aire y hasta de nombres. San Lorenzo

Este Boca 2016 no tiene identidad, actitud ni rebeldía tanto individual como colectiva, más alla de que Angelici confirmó en la previa la continuidad de Arruabarrena, serán días turbulentos por Brandsen 805, se avecina un “Cabildo Abierto” el próximo domingo, cuando el “Xeneize” reciba a Atlético Tucumán en la Bombonera.

En el vestuario Orión se despacho con sus compañeros: “Somos una máquina de perder finales, somos un desastre”. También habló el técnico y el presidente Daniel Angelici

A la salida del vestuario Tevez dijo: “Yo perdí una sola final”, en clara respuesta a los dichos de Orión y reconoció que se jugó mal y que de esta situación se sale “levantando el pasto, corriendo más, rompiéndonos el c…”

El renovado Ciclón, que con la llegada de Pablo Guede cambió un técnico y toda una filosofía de juego, encontró en la noche de Córdoba goles de “otro partido”, y otros de muy buen tenor. Dominó la pelota, al hacerla circular, recorrió el campo no lo corrió y sobre todo dominó el encuentro desde lo psicológico

Fernando Belluschi marcó el primer gol tras controlar un pase de Buffarini, giró y metió la pelota de zurda contra un palo de Orion. En el segundo tiempo, el “Vasco” ordenó un doble cambio en Boca: ingresaron Fernando Gago y Daniel Osvaldo en reemplazo de Gino Peruzzi y Pablo Pérez.

A los 28 minutos, cuando ya estaba Romagnoli por Cerutti en la cancha, San Lorenzo dibujó el segundo gol: una gran habilitación de Belluschi dejó mano a mano a Barrientos con Orion; el volante se inclinó como para dar un pase y metió un zurdazo alto, inatajable. Era el 2-0. A los 37, para coronar la noche, el propio Barrientos clavó la pelota contra un ángulo, de tiro libre. La goleada se presentaba en la noche cordobesa y hundía a Boca.

Pero faltaba más: sobre el final, Nicolás Blandi redondeó la aplastante victoria con la cuarta conquista. El ex Boca no lo gritó, mientras que Orion no ocultó su frustración al verse sin defensa ante el delantero. De esta forma, San Lorenzo revalidó su paternidad sobre los xeneizes y se quedó con la Supercopa Argentina. Fuente: saladeprensa.net

You May Also Like